En la literatura, el paradoja (también llamado oxímoron) es un figura pensante basado en la contradicción.

A menudo puede presentar una expresión absurda y aparentemente sin sentido, sin embargo, exponen una idea basada en la verdad.

Este concepto también se usa en otras áreas del conocimiento, como filosofía, psicología, retórica, matemáticas y física.

Ejemplo de paradoja

Para comprender mejor el concepto de paradoja, veamos el soneto portugués Luís Vaz de Camões (1524-1580).

El escritor utiliza la paradoja como la figura principal del lenguaje, al unir ideales contradictorios que, a su vez, tienen coherencia:

El amor es fuego que arde sin ver,
Es una herida que duele y no se siente.
es un contento disgustado
Es un dolor que se vuelve salvaje sin lastimar.

No quiere más que desear bien;
Es un paseo solitario entre nosotros;
nunca se contenta con la satisfacción;
Es un cuidado que gana al perderse.

Está queriendo ser arrestado por voluntad;
es servir al vencedor, el ganador;
es matar a los que nos matan, lealtad.

¿Pero cómo puede causar tu favor?
en corazones humanos amistad,
si tan contrario a ti es el mismo amor?

Paradoja y antítesis

Aunque son figuras de pensamiento basadas en la oposición, paradojas y antítesis. distinguirse a sí mismos.

La paradoja emplea ideas opuestas, como antítesis, sin embargo, esta contradicción ocurre entre el mismo referente del discurso.

Para comprender mejor esta diferencia, vea los ejemplos a continuación:

  • Dormir y despertarse es difícil. (antítesis)
  • Estoy durmiendo despierto (paradoja)

Tenga en cuenta que ambos ejemplos usan los opuestos "dormir" y "despertar". Sin embargo, la paradoja propone una idea, supuestamente absurda, pero eso tiene sentido, porque mientras dormimos no podemos estar despiertos.

En este caso, la unión de términos contrarios generó un significado metafórico coherente con la expresión "sueño despierto". La declaración significa que la persona está despierta, sin embargo, con mucho sueño.

Figuras de lenguaje

El estudio de las figuras del lenguaje es extremadamente importante. Son recursos estilísticos del lenguaje que proporcionan una mayor expresividad al discurso pronunciado. Se clasifican en:

  • Figuras de palabras: metáfora, metonimia, comparación, cataclisis, sinestesia y antónimos.
  • Figuras de sintaxis: elipse, zeugma, silepse, asyndet, polysindet, anaphora, pleonasm, anacoluto e hyperbate.
  • Figuras de pensamiento: ironía, sarcasmo, antítesis, paradoja, eufemismo, litote, hipérbole, gradación, personificación y apóstrofe.
  • Figuras sonoras: aliteración, asonancia, onomatopeya y paronomía.

Las figuras del lenguaje son ampliamente utilizadas, especialmente en la literatura. Transforman el lenguaje denotativo en lenguaje connotativo.

El lenguaje denotativo abarca el concepto real de términos, es decir, el significado literal expresado en el diccionario. Ya, lo connotativo, demuestra el significado figurativo y subjetivo de las palabras.

Curiosidad

Del latín, el término paradoja (paradoja) está formado por el prefijo "para" (opuesto u opuesto) y el sufijo "doxa" (opinión), que literalmente significa opinión contraria.