El lenguaje del simbolismo

El lenguaje del simbolismo

UNA Lenguaje del simbolismo es subjetivo, impreciso, vago, trascendental, sensorial, fluido, onírico, libertario, expresivo, musical, creativo, místico, misterioso, sensual y espiritual.

Figuras del lenguaje del simbolismo

Dado que el lenguaje del simbolismo está lleno de combinaciones sonoras y sensoriales, los escritores de este movimiento buscaron recursos que realcen la musicalidad de la escritura.

Así, las figuras retóricas más utilizadas en simbolismo, que en su mayoría están relacionadas con la sonoridad (figuras sonoras), son:

  • Aliteração: caracterizado por la repetición de consonantes o sílabas.
  • Asonancia: caracterizado por la repetición de vocales.
  • Onomatopeya: caracterizado por la inserción de sonidos reales.
  • Sinestesia: caracterizado por la combinación de diferentes sensaciones relacionadas con el sistema sensorial (vista, olfato, gusto, oído y tacto).

Contexto histórico y características del simbolismo

El simbolismo corresponde a un movimiento artístico surgido en las últimas décadas del siglo XIX, y demuestra la crisis espiritual de la época.

Por ello, el movimiento simbolista se asocia a la corriente artística y filosófica del decadentismo.

En oposición al realismo, naturalismo y parnasianismo, el simbolismo se inició en Francia con la publicación de la obra “Las flores del mal”(1857) del escritor francés Charles Baudelaire (1821-1867).

El Movimiento Simbolista se acerca al Romanticismo en la medida en que explora la subjetividad, recuperando así los valores emocionales que dejaron de lado las escuelas anteriores (Realismo, Naturalismo y Parnasianismo), que a su vez retrataron aspectos de la sociedad de manera fehaciente.

Así, las principales características exploradas en Simbolismo apuntan a la concepción antirracionalista y antimaterialista del movimiento, ya que aspectos místicos y trascendentales se unen con el subjetivismo, la creatividad y la imaginación, inaugurando una nueva forma de ver y sentir la realidad. mundo.

Los principales temas explorados son el amor, la locura, los sueños, la mente humana, el dolor, la muerte, entre otros.

De tal forma, el lenguaje del simbolismo expresa la intención de los artistas de este movimiento, al explorar aspectos del consciente y del subconsciente, alejándose de los modelos formales de escuelas anteriores y planteando aspectos relacionados principalmente con la espiritualidad humana.

Simbolismo en Brasil y Portugal

En Brasil, el Simbolismo se inició en 1893, con la publicación de las obras “Misal«(Prosa) y»Broquéis”(Poesía), de Cruz e Souza.

En Portugal, el Simbolismo está marcado por la publicación de la obra “Oaristos”, De Eugênio de Castro en 1890.

Representantes principales en Brasil

En Brasil, los principales escritores simbolistas fueron:

  • Cruz e Souza (1861-1898)

  • Alfonso de guimaraens (1870-1921)

  • Augusto dos Anjos (1884-1914)

Representantes principales en Portugal

En Portugal, los escritores simbolistas más destacados fueron:

  • Camilo Pessanha (1867-1926)
  • Eugenio de Castro (1869-1944)
  • Antônio Nobre (1867-1900)

Exemplos da poesía simbolista

Para comprender mejor los diferentes aspectos del lenguaje simbolista, aquí hay dos ejemplos:

Soneto «En sueños…”Por Cruz e Souza presente en la obra”Broquéis«

En los santos óleos de la luz de la luna, floria
Tu cuerpo ideal, con el resplandor de Helade …
Y a lo largo de la etérea y suave claridad
Como si perdieran fluidos de armonía …

Las águilas inmortales de la fantasía
Te dieron alas y serenidad
Para escalar, escalar la inmensidad
Donde irradia el resplandor de tantos soles.

Desde el espacio por velines claros
Los Astros llegaron claros, cristalinos,
Con llamas, vibraciones, desde arriba, cantando …

En los sagrados aceites de la luz de la luna envueltos
Tu cuerpo era el Astro en las esferas sueltas
¡Más soles y más estrellas fertilizantes!

«Poema Final”Por Camilo Pessanha presente en la obra”Reloj de arena«

Oh colores virtuales que yacen bajo tierra,
Brotes azules y rojos de hemoptisis,
Represados clarões, cromáticas vesânias,
En el limbo donde esperas que la luz te bautice
Los párpados están cerrados, ansiosos, no velados.
Abortos colgando frentes color sidra,
Tan serio pensar, en boca de los museos,
Y escuchando el fluir del agua en la clepsidra,
Sonríe vagamente, resignado y ateo,
Deja de pensar, no busques en el abismo.
Gemebundo arrullando de los sueños soñados,
Que te equivoques toda la noche, dulces almas luchando
Y las alas laceradas en el borde de los tejados,
Y en el viento, exhalas en un suave gemido
Quedarse dormido. No suspires. No respires.

Para obtener más información sobre el tema, consulte los artículos.:

  • Simbolismo no Brasil
  • Simbolismo en Portugal
  • poesía Simbolista
  • Características del simbolismo
  • Autores del simbolismo en Brasil
  • Parnasianismo y Simbolismo
  • Preguntas sobre el simbolismo