Cómo meditar 7 pasos para principiantes


Cómo meditar: 7 pasos para principiantes

Meditar es una forma de relajación y aumentar tu conciencia y comprensión de la vida. Esta práctica es antigua, y puede ayudar a la concentración, a clasificar las prioridades, y a encontrar la estabilidad emocional. Si es tu primera vez haciendo meditación, estos pasos son un buen lugar para empezar.

Paso 1: Prepara tu espacio

Para que tu experiencia de meditación sea lo más satisfactoria posible, antes de empezar, elegí un lugar cómodo que sea silencioso y ventilado. Puedes colocar una almohada, cojines, un tapete, etc. Siéntate en esta ubicación y posiciona tu cuerpo de una manera relajada y cómoda para meditación.

Paso 2: Prepara tu mente

Toma algunos profundos respiros. Cierra tus ojos y siente la sensación de tu cuerpo. Empieza a prestar atención a tu respiración. Si tu mente empieza a divagar, déjala hacerlo pero luego vuelve a la respiración.

Paso 3: Práctica la consciencia plena

Mientras respires, trata de notar los pensamientos que están pasando por tu mente. Puede ser una buena idea notar si tienes tres clases de pensamientos:

  • Pensamientos neutros: Estos son aquellos que vienen y van sin generar una emoción específica.
  • Emo Noticias: Aquellas que provocan tristeza, alegría, ansiedad, etc.
  • Disputas mentales: Son aquellos que argumentan con la realidad o con tu propio sentir.

Puedes simular estas clases de pensamiento como personas que entran y salen de tu casa. Observa de forma impersonal y deja que pasen sin prestarles atención. De esta forma, te darás cuenta si tus pensamientos son neutros, emocionales o disputas mentales.

Paso 4: Encuentra tu propósito

Ahora que estás más consciente de tus pensamientos, pregúntate a ti mismo ¿porqué estoy haciendo esta meditación? ¿Qué es lo que quiero lograr? Escribe tus respuestas para que te ayude a centrarte en tu tiempo de meditación.

Paso 5: Enfócate en el momento presente

Cambia tu atención a tu entorno. Presta atención al suelo debajo de ti, a los sonidos a tu alrededor, a los olores de la habitación, a la sensación de tu cuerpo.

Paso 6: Disfruta de la quietud

Ahora que estás consciente de tu entorno, ahórrgate unos minutos para disfrutar del silencio. Puedes visualizar un entorno agradable o cualquier cosa que quieras.

Paso 7: Termina con un pequeño acto de gratitud

Para terminar con tu meditación, dedícate unos minutos de gratitud a ti mismo. Esto te ayudará a terminar con una actitud positiva.

Estos pasos son solo una guía para ayudarte a empezar una práctica de meditación. Une estos pasos con tu propia creatividad, para que tengas una experiencia de meditación profunda y satisfactoria.

Cómo meditar: 7 pasos para principiantes

Introducción

La meditación es una práctica milenaria utilizada comúnmente para ayudar a las personas a conectarse con su verdadera esencia y aliviar el estrés. Para los que comienzan, puede ser difícil saber cómo para enfocarse en la meditación. A continuación, se presentan 7 consejos para principiantes para ponerse en marcha y disfrutar de los beneficios de la meditación.

Paso 1- Encontrar un lugar cómodo

Antes de comenzar con cualquier práctica de meditación, es importante encontrar un lugar cómodo y seguro para aclimatarse. Esto debe ser un espacio sin interrupción. Si lo desea, puede añadir elementos relajantes como velas, incienso o aceites esenciales. Esto puede ayudar a relajar el cuerpo y la mente, permitiéndote conectar mejor con tu verdadero yo.

Paso 2- Encontrar una posición cómoda

Uno de los principios básicos de la meditación es encontrar una posición cómoda para sentarse. Hay varias posiciones comunes, como sentarse con las piernas cruzadas, sentarse con las piernas estiradas delante de uno y sentarse en una silla. Puedes sentirte libre de probar diferentes posiciones para ver cuál te funciona mejor.

Paso 3- Establecer una intención clara

Es importante establecer una intención clara antes de comenzar a meditar. Esto ayudará a dirigir tus pensamientos y te ayudará a tener perspicacia. Por ejemplo, tu intención podría ser la de liberar tu mente de pensamientos negativos, centrarte en el momento presente o simplemente ser amable contigo mismo.

Paso 4- Enfocar la atención

Una vez que estés cómodo y tengas una intención clara, es el momento de comenzar a meditar. Es importante prestar atención a tu respiración. Si un pensamiento emerge, trata de no aferrarte a él. Simplemente permítele pasar y vuelve a enfocarte en tu intención.

Paso 5- Habla contigo mismo

Trata de hablar contigo mismo durante la meditación. Recuerda que la meditación es un momento para quererte a ti mismo y estimular el autocuidado. Busca frases positivas que la fuerza de tu mente necesita escuchar y repítelas con frecuencia.

Paso 6- Streelyd a tus pensamientos

Durante la meditación, es normal que tu mente divague. Esto es completamente normal y esperado. Es importante no juzgarte a ti mismo cuando esto suceda. Simplemente trata de volver a enfocarte en tu intención. Esto aumentará tu percepción y te ayudará a mejorar tu práctica.

Paso 7- Experimenta los beneficios

una vez que hayas completado tu sesión de meditación, toma un minuto para relajarte y experimentar los beneficios de la misma. Puedes sentirte más relajado, más en calma y más conectado con tu yo más profundo. Puedes escribir tus sentimientos y experiencias en un diario para tomarte un tiempo para reflexionar cuando quieras.

Conclusión

La meditación es una excelente forma de desconectar y conectarse con tu ser más profundo. Estos 7 consejos para principiantes te ayudarán a ponerte en marcha. Presta atención a tu cuerpo y a tu respiración, habla contigo mismo de manera positiva y recuerda dejar ir cualquier pensamiento negativo. ¡Experimenta los beneficios de la meditación!

También puede interesarte este contenido relacionado:

Deja un comentario