Un amina corresponde a una función orgánica que consiste en compuestos orgánicos (presencia de átomos de carbono) derivados de amoniaco (NH)3), en el que se reemplazan los átomos de hidrógeno por radicales orgánicos alquilo o arilo.

A partir de esto, dependiendo de la sustitución de hidrógeno en la molécula, las aminas se clasifican en:

Aminas primarias: ocurre cuando un hidrógeno está sustituido por el radical alquilo o arilo (R-NH2)

Aminas secundarias: ocurre cuando dos hidrógenos son reemplazados por el radical alquilo o arilo (R1R2NH)

Aminas terciarias: ocurre cuando tres hidrógenos son reemplazados por el radical alquilo o arilo (R1R2R3N)

Además de esta clasificación, las aminas pueden ser:

Aminas Aromáticas: que consiste en un radical arilo (anillo aromático) unido a nitrógeno, llamado "arilaminas", por ejemplo, anilinas (C6toH7moN)

Aminas alifáticas: llamadas "alquilaminas" donde uno de los átomos de hidrógeno es reemplazado por un radical aquilo, por ejemplo dimetilamina ((CH3)2NH), etilamina (CH3CH2NH2) y trimetilamina (N (CH3)3)

Finalmente, que se encuentra en estado sólido, líquido o gaseoso, la amina se produce por la descomposición de algunos animales, como el pescado (trimetilamina) y los cadáveres (putrescina y cadaverina); y, todavía se puede encontrar en algunos compuestos extraídos de vegetales (alcaloides).

Las aminas son compuestos importantes en la fabricación de jabón, producción de drogas, preparación de colorantes, entre otros.

Ejemplos de aminas

  • CH3-NH2 (metaneamina): amina primaria
  • CH3-NH-CH3 (dimetanoamina): amina secundaria
  • N (CH3)3 (trimetanoamina): amina terciaria

Curiosidad

  • El grupo amino está presente en muchos narcóticos con función estimulante como la cocaína y el crack. Además, la nicotina, la cafeína, la anfetamina y la morfina también tienen el grupo amino en sus composiciones.