12 Ejemplos De Mutualismo


Mutualismo: 12 ejemplos

El mutualismo es un tipo de interacción entre dos individuos de diferentes especies que beneficia a ambos. Es parte de la ecología interrelacionada, en la que se destacan los ejemplos de interdependencia y sinergia. A continuación se presentan 12 ejemplos de mutualismo.

1. La hormiga y el hormiguero:

Las hormigas desarrollan hormigueros o hábitats en los que se alojan. Estos hormigueros les protegen de los depredadores, así como de desastres. A cambio de dicha protección, la hormiga atrapa alimentos, lleva al hormiguero frutas, semillas, hongos y insectos, además de construir sus galerías subterráneas.

2. La ballena y el depredador de barbas de viento:

Las ballenas tienen parásitos denominados depredadores de barbas de viento. Estos parásitos se alimentan de los restos de comida de la ballena. Por su parte, los depredadores limpiaron la piel de la ballena de los parásitos y organismos dañinos. Esto mantiene la salud de la ballena.

3. El loro y el loro malabar:

Los loros son animales de alimentación folívora, es decir, se alimentan de frutos, necesitan agua y comidas específicas. Por su parte, el loro malabar remueve algunas hierbas y bebidas fermentadas para el loro truncando el árbol. Debido a este comportamiento, el loro se beneficia de la ayuda del loro malabar para conseguir su alimento.

4. El león marino y el pez piloto:

Los leones marinos están construyendo un hábitat para alimentarse. Para ello, ven la ayuda de un pez piloto que los guía hacia el océano donde se encuentran los animales a los cuales se quieren alimentar. El león marino, a su vez, ofrece protección al pez piloto.

5. Las abejas y las plantas:

Las abejas tienen la habilidad de producir miel gracias a la recolección del néctar de las flores. La flor recibe la pollinización de la abeja y esto, a su vez, le permite seguir su proceso de reproducción. Esto beneficia a la abeja ya que obtiene la comida que necesita de las plantas.

6. Las palomas y las otras aves:

Las palomas ayudan a otras aves a encontrar alimento. Estas otras aves les recompensan al llevar alimento para los pichones de paloma. Esta relación entre las aves se fortalece mientras una ayuda a la otra a encontrar comida.

7. Las garrapatas y los tocotes:

Las garrapatas como parásitos se alimentan del fluido sanguíneo de los tocotes, pequeños animales en América del Sur. A su vez, los tocotes se aprovechan de la forma en que la garrapata se engancha a su cuerpo, ya que les mantiene limpios de parásitos que a su vez se alimentan de su sangre. Esto les permite vivir más limpios y mantenerse protegidos.

8. Los cangrejos y los cocotero:

Los cangrejos de cocotero desempeñan un papel importante en la agricultura de los árboles de coco. Estos cangrejos se comen los insectos que normalmente dañarían los árboles, así como el excremento y la hierba muerta alrededor. Esto mantiene los árboles de coco sanos y a salvo de los insectos enfermos.

9. Las plantas y los hongos:

Los hongos y las plantas trabajan juntos para formar simbiosis como una relación mutualista. El hongo ayuda a la planta a obtener nutrientes tales como nitrógeno y fósforo. Esto ayuda a la planta a un mejor crecimiento y le proporciona muchos nutrientes que de otro modo no podría obtener.

10. El oso y el oso pardo americano:

El oso pardo americano anda por los bosques buscando comida. Estas criaturas tienen una sobresaliente agilidad para localizar y excavar musgos, raíces y tubérculos. Cómo beneficio, el oso se aprovecha de las excavaciones realizadas para encontrar su alimento.

11. Los humanos y los árboles:

Los humanos dependen de los árboles para conseguir alimento, leña y madera. A cambio, los árboles también se benefician de los humanos. Los humanos les proporcionan agua, fertilizantes y abono, así como lenan y cortan la maleza que se acumula alrededor de los árboles.

12. Los osos y los castores:

Los osos se benefician de los castores para conseguir comida. Los castores trabajan arduamente para construir su hábitat y vallar los ríos y pequeños lagos. Cuando ingresa el oso, come los pequeños peces y crustáceos que los castores almacenan, lo cual sirve como alimento para el oso, así como un hábitat para los peces.

Estos ejemplos demuestran que el mutualismo es una parte importante de la ecología, en la que una relación entre dos individuos de diferentes especies es beneficiosa para ambos.

La interacción de estos organismos, permite que el ecosistema se mantenga balanceado y estable.

También puede interesarte este contenido relacionado:

Deja un comentario